Como las pulseras de silicona cambiaron el Marketing de las asociaciones

 

 

Las pulseras de silicona no solian ser tan populares como lo son ahora. De hecho la mayoria de gente de veintitantos puede que recuerden cuando no se conocian para nada. Mucho menos utilizarlas para recaudar fondos.

 

Entonces, ¿cómo hizo una simple muñequera de silicona para cambiar la cara del marketing de la beneficencia y su recaudación de fondos? ¡Tendremos que viajar en el tiempo, 13 años atrás para averiguarlo!

 

El comienzo del fenómeno de la pulsera de la caridad

 

En 2004, el mundo vio la introducción del brazalete Livestrong, que fue una colaboración entre Lance Armstrong y Nike como banda promocional y de recaudación de fondos para la Fundación Livestrong, que existe para apoyar a las personas afectadas por el cáncer.

 

Como las pulseras de silicona cambiaron el Marketing de las asociaciones

 

Después de la explosión de interés por parte del público, otras organizaciones benéficas también se unieron a este increíble bombo del brazalete y no era raro ver a la gente – especialmente los niños – caminando con los brazos llenos de diferentes bandas benéficas.

 

La reacción a un artículo tan simple fue increíble, haciendo que muchos proveedores de bandas de Livestrong, en particular, se vendieran casi de inmediato a medida que llegaban nuevas existencias.   Mientras que la tendencia no es tan famosa ni tan grande como lo estaba en 2004, las pulseras de silicona todavía juegan un papel enorme en muchas campañas de la comercialización para beneficencia.

 

¿Por que son tan populares?

 

Muchas personas no entienden por qué pulseras de silicona son tan populares, sobre todo porque no parecen ofrecer al usuario algo particularmente ‘útil’ como plumas promocionales, llaveros y unidades USB. Sin embargo, el punto de venta principal de estas pulseras era que apelaron a cada uno y, lo que, es más, se convirtieron en un artículo de la moda para un montón de gente joven, también.

 

 

Después de la explosión de interés por parte del público, otras organizaciones benéficas también se unieron a este increíble bombo del brazalete y no era raro ver a la gente - especialmente los niños - caminando con los brazos llenos de diferentes bandas benéficas.   La reacción a un artículo tan simple fue increíble, haciendo que muchos proveedores de bandas de Livestrong, en particular, se vendieran casi de inmediato a medida que llegaban nuevas existencias. Mientras que la tendencia no es tan famosa ni tan grande como lo estaba en 2004, las pulseras de silicona todavía juegan un papel enorme en muchas campañas de la comercialización para beneficencia. ¿Por que son tan populares?   Muchas personas no entienden por qué pulseras de silicona son tan populares, sobre todo porque no parecen ofrecer al usuario algo particularmente 'útil' como plumas promocionales, llaveros y unidades USB. Sin embargo, el punto de venta principal de estas pulseras era que apelaron a cada uno y, lo que, es más, se convirtieron en un artículo de la moda para un montón de gente joven, también.

 

 

Puede ser muy difícil conseguir que los niños y jóvenes participen en la recaudación de fondos para las organizaciones benéficas, principalmente porque no tienen su propia fuente de ingresos. Sin embargo, las pulseras de silicona proporcionan una manera de dirigirse a personas de todas las edades fácilmente con muy poca adaptación necesaria, con una etiqueta de precio asequible que incluso los niños con 1 o 2 € del dinero de la semana pueden permitirse.

 

 

Esto trajo un enfoque totalmente nuevo para el marketing de beneficencia. Mientras que los niños y los adultos más jóvenes pueden haber usado simplemente los brazaletes por razones de moda, aun dio a cada una de las organizaciones benéficas más exposición. A medida que más organizaciones benéficas se unieron a la pulsera manía con diferentes colores, los coleccionistas de pulseras donarían a la caridad a través de la compra de la pulsera y así tener otra pulsera para agregar a su colección.

 

¡Por lo general, puede ser difícil dirigirse a tantos públicos diferentes, especialmente cuando se está tratando de recaudar fondos para una organización benéfica, pero con una pulsera, puede cubrir casi todo tipo de audiencia – incluso los hombres de negocios y las mujeres estaban invirtiendo en pulseras de caridad

 

Picture3

 

Mientras que no es aconsejable jactarse de sus donaciones a la caridad, las pulseras proporcionan una manera de moda de demostrar su ayuda. ¡Al igual que las amapolas vendidas por la Real Legión Británica para el Día del Recuerdo, su donación le da acceso a una pieza que no sólo se ve bien, sino que le da una manera de mostrar su apoyo a la causa, también!

 

Aquí desde Pulseras directo queremos ayudar a nuevas organizaciones benéficas a incorporarse a uno de los mayores productos de mercadeo disponible para organizaciones benéficas. Por supuesto también estamos aquí para organizaciones de caridad antiguas que buscan actualizar sus pulseras o recaudar fondos para nuevos eventos.

 

¡Hemos recorrido un largo camino desde la pulsera manía de 2004, y no podemos esperar a ver lo que nos viene en el futuro! ¡Si usted está buscando pulseras de silicona personalizadas para su negocio o beneficencia, por favor no dude en ponerse en contacto con nosotros hoy mismo – nuestro equipo estará encantado de poder ayudar!